Próximos inventos antiaging

Cinco importantes avances en el área de la Salud y la Nutrición están siendo objeto de investigaciones científicas increíbles, y muchos de nosotros podremos aprovechar para lograr vivir más y mejor.

Si se hicieran realidad las previsiones del Observatorio de Bienestar de IMF Business School, que ha presentado con el título: ‘Vivir más de 100 años. El camino de la longevidad’, alcanzaríamos a ver avances extraordinarios en muchos campos del conocimiento o de la comunicación, pero también en el desarrollo de la vida cotidiana.

Si conseguimos hacer efectiva una longevidad saludable, probablemente como dice Mercedes Sanchís, responsable del área de Bienestar y Salud Laboral del Instituto de Biomecánica de Valencia (IBV) :“No hará falta que vayamos al médico, porque un sistema que hará recomendaciones en tiempo real, controlará todas nuestras variables fisiológicas y nuestros hábitos de vida. Nos dirá qué tenemos que hacer, o qué medicación debemos tomar, a partir de toda nuestra información sobre variables fisiológicas como tensión, ritmo cardíaco, pasos que damos o alimentos que ingerimos”.

¿CÓMO SABRÁN DE NUESTRO ESTADO DE SALUD?

Pues a través de algo que ya se está llevando, parcialmente, a la práctica. A través de sensores en las prendas de vestir que medirán la tensión, la temperatura, el pulso o el azúcar, por poner algunos ejemplos.

En la actualidad ya existen camisetas para correr (running) que llevan incorporado un pulsómetro, por lo que no es difícil pensar que se puedan integrar en prendas de ropa algunos dispositivos que cuidarán de nuestra salud, cuando las llevemos puestas. O que podamos disponer de batas de hospital que midan constantemente nuestra tensión arterial o el nivel de azúcar en sangre.

Ya hay expertos que señalan que en un futuro no tan lejano, tampoco hará falta desplazarse hasta la consulta de atención primaria para realizar una extracción de sangre o un análisis de orina.

GOTAS QUE SUSTITUIRÁN A OPERACIONES

Marcos Faúndez, director de la Escuela Politécnica de Mataró de la Universitat Pompeu Fabra afirma que en ese futuro no tan lejano, la operación de cataratas será sustituida por unas gotas en los ojos.

Ya se están desarrollando unas gafas electrónicas de auto-enfoque para las personas miopes, lo que sirve para augurar, como señala José Capmany, catedrático de fotónica y comunicaciones de la Universitat Politècnica de València, que próximamente se desarrollen lentes de contacto biónicas que permitan triplicar la calidad de la visión y que podrían hacer olvidar las gafas o las lentillas tradicionales, tanto en el caso de patologías oculares como en el manejo de videojuegos.

CONDICIONES DE VIDA Y NUTRICIÓN

Que la comida sea tu medicina y la medicina sea tu alimento, decía Hipócrates, hace más de 2.000 años.

 Y, otros tantos después, hemos “descubierto” una de las maneras de mejorar de forma rápida y sencilla nuestra salud con la ingesta de superalimentos y los alimentos funcionales, que son una sólida fuente de fibra dietética, vitaminas y minerales, que nos van a ayudar a conseguir nuestros objetivos de bienestar y salud. Están llenos de antioxidantes que apoyan el sistema inmune, ayudan a desintoxicarnos y reducen el riesgo de enfermedades crónicas.

Con propiedades anti-microbianas y anti-inflamatorias, los superalimentos y los alimentos funcionales, mejoran nuestra salud física y retrasan el envejecimiento.

¿Quién no querría añadir alimentos que nos protegen de las enfermedades en su lista de la compra?

LA LISTA DE LA COMPRA PASARÁ AL OLVIDO

Los adultos del mañana ya no tendrán el quebradero de cabeza de hacer la lista de la compra gracias a las neveras inteligentes.

Este electrodoméstico de cocina, en su desarrollo científico, asegura Mercedes Sanchís, evitará que tengamos que ir a hacer la compra, porque la nevera realizará de forma automática los pedidos al supermercado, basándose en lo que hemos consumido y los productos que se han terminado, o los hábitos alimenticios que tengamos.

“La comida nos llegará a casa con un dron, en lugar de entregárnosla un repartidor”, indica Sanchis.

Son muchos los detractores de estas neveras inteligentes, que creen que no podrán sustituir al ver, tocar, escoger o pesar un alimento y no otro.

LA PLASTRÓNICA

Gracias a la integración de chips en cualquier envase, las etiquetas informativas de los alimentos ya podrán decir adiós al papel, para convertirse en inteligentes e invisibles.

Según explica Adolfo Benedito, investigador referente en Materiales del Instituto Tecnológico del Plástico (AIMPLAS):  “La platrónica o la electrónica de plástico, permite embeber durante la fabricación del envase estos dispositivos en su interior”

De esta manera, el usuario sólo tendrá que pasar por encima un lector (por ejemplo su Smartphone) para conocer una gran información sobre el producto: caducidad, composición, cuidados de las prendas de ropa, trazabilidad y las condiciones a las que ha estado expuesto durante su transporte; o las condiciones bioquímicas de un alimento que informarán sobre si es óptimo para su consumo.

Para unos éste será el futuro, para otros sigue siendo ciencia-ficción, pero de lo que no cabe duda es que la investigación no para en su empeño porque vivamos más años, de una manera más saludable y cómoda.

Comentarios

MOSTRAR MÁS
  • No hay ningún comentario aún.